Saint-Béat 2000 años de historia

Ocupado desde tiempos inmemoriales por civilizaciones indígenas (sitio neolítico de Gery), como los Garunni, el sitio fue romanizado a la época de Pompée (-75) y llamado Passus-Lupi (el pasaje del lobo). Desde eso la ciudad ha empezado su explotación de mármol, como testiguan los numerosos vestigios Gallo-romano: altar votivo y carrera a cielo abierto. El mármol ha hecho la reputación de la ciudad, de la Antigüedad hasta ahora. Desde el siglo X, los habitantes, convertidos a la fe cristiana, recibieron de Charlemangne las reliquias de Saint-Béat y Saint-Privat, el primero dará su nombre a la ciudad. Un priorato benedictino, fundado al siglo XI, famoso en todo el val de la Garona. Al siglo XII (1123) una iglesia romana fue construida, edificio mayor del arte romano del Comminges, que detiene un remarcable tesoro. A la misma época, los señores construyeron un “castrum”, pueblo fortificado, simbolizado por sus torres y murallas. A lo largo de los siglos, Saint-Béat se vuelve una ciudad real. Su importante posición geográfica, a las puertas de España le da el nombre de “Llave de Francia”.

El museo del tesoro de Saint-Béat presente uno de los más antiguos y más rico conjuntos de estatuas de madera policromada: Virgen de la Esperanza del siglo XII y la Trinidad del siglo XV, de orfebrería y objetos litúrgicos: reliquias y cruces, que cubren un periodo del siglo XII al siglo XIX.

Visitas del castillo, de la iglesia romana y del Museo del tesoro solo en reservación.

 

Idiomas habladas

Horario(s)

Abertura

Compartir esta página

Otras ideas

Agenda

Mapa

Fotos

Descargas

Meteo

Contacto

Menciones legalesCreación : Pierre Lacroux